Facebook Twitter Google +1     Admin

Cervantes en Chipre y los tigres de Bengala por Fernando Arrabal

20090622084317-arrabal5.gif


 En la Ópera de Nicosia  el día 14 se representó  mi "Pic nic en el campo de batalla".   Lo presencié  a la derecha de la  esposa del presidente (comunista) de Chipre. No se llama Lis sino Elsie. Y creo que estaba aun más emocionada que Lis (a mi izquierda). Primero cuando tuvo que subir a escena y presentar la ópera. Detrás de ella asomaba una parte del decorado: unas alambradas.  Daba la espalda al "gulag". Como en su día lo hizo la otra Nadja (Esperanza, y Nada nihilista). La deslumbrante segunda esposa de Stalin. La mujer que quiso elevar Moscú al parnaso de la modernidad en el arte. Al final de la representación me pareció ver los ojos de la presidenta empañados... ¿Recordaba sus años mozos de universitaria en Moscú?  ¿O tenía presente su patria dividida  por un ejército de ocupación?   ¿O pensaba en los "picnic" hoy  imposibles de  sus compatriotas del sur con sus primos del norte?

El compositor es el chipriota desterrado en Londres: Constantinos Stylianou. "Nuestra ópera" , gracias a él ya tuvo una gran acogida  a partir del 20 de febrero. En "Linz, 2009, Kulturhauptsdat Europas". Pero nada comparado a la recepción chipriota. Tuve otra inocente "premonición" el primer día que vi al compositor.  Me pregunté: ¿cómo se puede ser tan joven, tan guapo y tener tanto talento?  ¿Es el nuevo Alcibíades de Sócrates? Y me vaticiné, sin razón ninguna, "haremos juntos la  ópera de la paz pánica . La de la post-guerra patafisica. La del amor del amor en la confusión". Entre le fiancé et la fiancée separados por un frente de batalla.  Pero unidos en Afrodita. Y así esta sucediendo con "ORATORIO/LOVE" in saecula, saeculorum. Quisiera que fuera  tan impresionante en Faustroll  como lo fue la  súbita corazonada.

Por Chipre luchó "pánicamente" Cervantes  en la más alta ocasión que vieron los siglos pasados, los presentes , ni esperan ver los venideros. ¿Se permitió la licencia de comparar el choque de Lepanto  con  Austerlitz o Stalingrado?  ¿Consideró un magno triunfo aquella "victoriosa  escaramuza de una guerra perdida para vencer al imperio turco y reconquistar Chipre"? Esta vez la Liga de Poetas estuvo representada por Martín Marcos. Encandiló por donde pasó. Por su arte de vivir. Por su poesía. Por su presencia casi imaginaria. Pero también por su erudita tranquilidad y su seductora flegma de leñador.     

Otra originalidad pánica de este país:  tiene como dignatario supremo al secretario general del partido comunista AKEL. Líder  que ganó las últimas elecciones. [Claro que una vez más, como en el resto del Universo, no se presentó el partido de las excepciones confusas.] Venció con el 53,37 % de los votantes frente a su rival: el antiguo presidente del país. Sin necesidad del 99,99% tan  popular. Sucedió el 24 de febrero de 2008. Dimitris Christofias es hoy el único comunista presidente en Europa.  El único de la historia elegido democráticamente. Y cuya esposa pasó cerca de dos horas con  su sexo a medio metro del mío, en medio de un calor achicharrante.

Bis: 

Durante el Festival de Cannes esta vez sólo bebí coca light. No me apetecía el alcohol: Esto va por rachas. Y sin embargo estuve muy excitado. Divirtiéndome  y casi haciendo  más el loco que nunca (como si pensara que me fuera a morir mañana). Especialmente con Edouard Baer (el maestro de ceremonia "oficial" del Festival). Aunque hablamos mucho de Simone de Beauvoir, de la Feria de Sevilla  y de nuestro común amigo Antonio. Con la actriz  Rossy de Palma se forjó una complicidad. De baile, minifalda, trasero y flamenco. Y con Almodóvar otra muy diferente. Por cierto éste al terminar su película se dirigió a mí. Me abrazó con un comentario que no merezco.
http://www.dailymotion.com/relevance/search/fernando+arrabal/video/x9cu70_almodovar-arrabal_shortfilms  

Casi todos hacían como que me admiraban. ¿Trataban de consolar al anciano que veían por última vez?  A la mayoría les desconocía. Edouard Baer me decía "pero sí,  este es fulano, el célebre fulano".

Debo reconocer que la  primera y  última vez que participé en un Festival de cine (como jurado cinematográfico) fue ¡en 1978! Precisamente en el de Avoriaz. ¡R.I.P.! Con Sergio Leone, Jeanne Moreau, Alain Delon, Henri Verneuil, William Friedkin y Mickael Cacoyanis. En la votación   final "Eraseerhead" fue eliminada. Unanimemente. Menos un voto: el mío.
Inmediatamente anuncié que me iba de Avoriaz, incapaz de aceptar tan monstruosa injusticia. Temblando de emoción  previne que el cine "será poesía o no será". ¿"Mi  inocente premonición" consiguió cambiar la opinión de mis "compañeros"? El jurado le  atribuyó "Le Prix Spécial du Jury". Por unanimidad. "Eraserhead" fue la primera y magistral película del estudiante de un instituto de Los Ángeles llamado David Lynch.

Con ocasión de la edición de mis siete largometrajes  en DVD ["Inicial series", Cameo y Wanda Films, 2009] el Corte Inglés (sí & sic) me  anuncia que John Lennon me había recomendado al distribuidor americano  Klein. Nunca me lo  dijo, ni Yoko Ono tampoco. Suelo ser lo menos pesimista posible. No espero reconocimientos. Carezco de angustia: soy un desesperado.  Por cierto el día 24 recibí en Rumania el "premiul" de literatura "Tudor Arghezi" por mi "opera omnia". Y el 25 me otorgaron el "titul de cetatean de onoare". En realidad sin ningún merito propio. Supongo que me los otorgaron por la recomendación del excelente fotógrafo Felipe Ferré.

Siempre con una "inocente premonición"  elogié durante este Festival de Cannes al último de Filipinas. Al cineasta de San Fernando. A un desconocido llamado Brillante Mendoza. Como su nombre indica. En  el silencio de la gran sala, el día de Tarantino, se alzó   tres veces  la voz de la razón ¡¡¡Brillante!!! ¿Hasta que mi voz llegó a oídos del jurado?   En el "Journal du Out" (de Benoît Szakow) confirmé mi "inocente premonición". Dos horas antes  de  que el desconocido recibiera el premio a la dirección. 

 Pero también hablé con parecida "premonición"  del film de Walt Disney «Mamá, perdí el avión ». Eran las 17h 55.  A las 21h 05 perdí el avión. ¡Mamá! 

En la Bienal de Venecia hice el loco de nuevo. Hubiera querido que todo lo que me rodeaba se impregnara de poesía. Bebí  todo lo que pude. Y un poco más. Como si solo me quedara una semana de vida. Me dicen que el vino de esta región es riquísimo. La próxima vez lo degustaré.  La verdad es que la mayoría con quien topé  me trató ¿excesivamente bien?  Quizás por mi edad. ¿Pensaban que era la última vez que me veían?  Beneficié de una presentación rotundamente inmerecida. Pero  increíblemente eficaz: "Le presento al más célebre dramaturgo vivo" [+ ó-:  "aquí está el último tigre de Bengala"]. Como en general nadie conoce el nombre de un solo dramaturgo, todos felices. E incluso orgullosos. El "restaurateur’"en Venecia  de Hemingway (Arrigo Cipriano) y su hija (Carmela) me reservaron siempre  la mejor mesa. Y el Hotel la suite “exclusive”. Con vistas a la Aduana y a la nariz del yate de Pinault. Me aseguran que inmortalizarán mi visita con una placa. Espero que no sea demasiado mortuoria.   ¿Otra "inocente premonición" mía (frase de Henri Verneuil ¡en 1978!)?  No olvido que Arrigo y Carmela son colegas. Pero infinitamente más prestigiosos: su Harry’s Bar cuenta con sucursales en medio mundo  desde Wall Street à Londres. 

El día 4 de junio se presentaron en la Bienal  mis cinco libros. Delight Edition. Con los cinco "carissimi" artistas chinos Yu Minjun, Wang Guangyi, Zhang Xiaogang, Yang Shaobin y  Wang Qing Song. Cada uno de estos mamotretos es  casi de mi  estatura y exactamente de mi mismo peso: 125x85x12 cm y 61 Kg. . La ceremonia se celebró en el Aula Magna dell’ Ateneo Veneto. Bajocuadros de Tiziano.    En la sala y en la tribuna la mayoría eran "personalidades". E incluso algunos que yo conocía. ¿Vinieron a causa de los "records" de venta en Sotheby’s  de Yu Minjun?. ¿O de sus personajes siempre regocijados? Me encantó ver a actrices amadas como Viviana Piccolo y Mila Moretti. A escenógrafos como Damiano A. Zigrino. A poetas como el traductor de Kundera Máximo Rizzante. A presidentes como Alberto Serni. A profesores como  Augusto Forti. A "galeristas" como Florence y Gilles Dyan. Pero sobre todo a anónimos poetas que ni ellos mismos saben como se llamarán un día.
Recité diez  de mis cien poemas. En francés. Hubiera sido aún más emocionante si los hubiera leído en chino. O mejor aún en birmano.


Fernando Arrabal

Comentarios » Ir a formulario

Autor: Anónimo

busqueda de poesia

Fecha: 19/08/2009 02:47.


Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
certificado por
GuiaBlog