ÍTACA REVISITADA (Poema de Alicia Silvestre)

20060828110443-ul-matanza.jpg

(Para disfrute del lector de este blog-huevo incluimos el siguiente poema que, la poeta y amiga, Alicia Silvestre, nos remite desde lejanos lugares indeterminados.)

 

A solas y en la balsa momentánea
de una quietud robada a lo invisible,
trema, arde de incertidumbre
su deseo.
Desciende a la egóica caverna
y lamiendo sus heridas paredes
la fiera está elegante cuando sale
ya limpio el panteón para sus muertos.
Luego viene la luz y barre el polvo
del ayer que se aferra como un vicio
a curvas tentadoras y a la madre.
Pero el placer adquiere varios nombres,
de islas, de sirenas, de invencibles.
Tapóse los oídos, vista al frente,
guerreó contra fantasmas apelantes
y mendigos de atenciones trasnochadas.
Contra la sal del pasado
y sus dulces tristezas
revolvióse.
A ti, Ítaca, te sobrevivió y te tuvo.
Canta ciego como un antiguo bardo:
Tocar a la Verdad, quema en los ojos.

 

 

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)



certificado por
GuiaBlog