Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes a Junio de 2008.

FERIA DEL LIBRO, FIRMAS Y MÁS CEREMONIAS

20080602113017-mono.jpg

 

La editorial Libros del Innombrable participará en la Feria del libro de Zaragoza (7 al 18 de junio de 2008) con su propia caseta. En este recinto se presentarán las novedades de Libros del Innombrable:

-El pánico / Manifiesto para un tercer milenio de Fernando Arrabal

-Aves y nubes de Sigurdur Palsson. Traducción de José Antonio Fernández Romero

-Diez poetas canadienses de Francisco Torres Monreal

-La Cítara / La bahía de los diablos de Mariano Esquillor

-Antología de Federico González

-Accesorios y complementos de Francisco J. Uriz

Además firmarán en la caseta los siguientes autores en horario de tarde:

-Sábado, 7 de junio: José María Barceló

-Domingo, 8 de junio: Raúl Herrero

-Viernes, 13 de junio: José Antonio Conde

-Sábado, 14 de junio: Francisco Ariza

-Domingo, 15 de junio: Mariano Esquillor

RAÚL HERRERO PARTICIPA EN LAS FERIAS DEL LIBRO DE HUESCA Y ZARAGOZA

El próximo viernes 6 de junio de 2008 Raúl Herrero firmará ejemplares de sus obras, incluida la última, El hombre elefante, en horario de tarde en la Feria del libro de Huesca en la caseta de Librería anónima.

Igualmente en el recinto de la feria realizará el SEXTO recital-ceremonia con motivo del 10º aniversario de la editorial Libros del Innombrable con textos de Antonio Fernández Molina, Fernando Arrabal, Eduardo Chicharro, Juan Eduardo Cirlot, José María de Montells, Mariano Esquillor, etc.

Además el domingo 8 de junio Raúl Herrero firmará ejemplares de sus obras en horario de tarde en la Feria del libro de Zaragoza, en la caseta de Libros del Innombrable.

Para más información: www.librosdelinnombrable.com

02/06/2008 11:30 Raúl Herrero Enlace permanente. sin tema Hay 1 comentario.

Los monstruos

20080603162847-annex-lugosi-bela-black-friday-.jpg

(El siguiente artículo lo han publicado en la revista Generación XXI (http://www.generacion.net/) acompañado por una hermosa fotografía de Karloff en el papel de "monstruo de Frankenstein". ¡Qué delicia! . A mis curiosos e imperturbables lectores les dejo las primeras líneas. Al final de este adelanto incluyo el enlace desde donde podrán acceder al texto íntegro.)

 

En la literatura, el cinematógrafo, la radio y la televisión, en las admirables películas de los estudios Universal y Hammer; desde lugares comunes o novedosos, los monstruos y lo monstruoso han comido en la mente del público. De esas historias y de las resonancias sociales de los terrores diversos del cine, la industria musical o el cómic escribe David J. Skal en Monster Show (Valdemar, Madrid, 2008). En sus páginas el autor analiza los motivos que han arrastrado al público a interesarse por tan desapacibles seres. Para ello prepara la poción con el correspondiente contexto histórico, los miedos colectivos, la situación política y otros mapas. Poseen un especial interés las conexiones que el autor establece entre las guerras mundiales, las crisis económicas, el avance intempestivo de la censura y los pasos de las películas de terror.

Entre la abundancia de fuentes y citas señalamos un artículo del educador Robert K. Musil publicado en 1982. En él se nos describe el clima de confusión que se vivió en octubre de 1962, ante el pánico nuclear desatado por la denominada crisis de los misiles cubanos: “…experimenté una temprana desilusión, e incluso desdén, por la autoridad. En muchos aspectos los estilos y revoluciones de los sesenta nacieron en aquellos oscuros pasillos subterráneos de los institutos, donde decidimos que nuestros mayores no eran, efectivamente, de fiar y quizá incluso estuvieran locos”. A continuación David J. Skal apunta: “Los monstruos (tal y como podría atestiguar el que esto firma) proporcionaban un elemento de seguridad...

 

El lector encontrará el texto completo en http://www.generacion.net/los-monstruos

03/06/2008 16:25 Raúl Herrero Enlace permanente. sin tema Hay 1 comentario.

Body and Soul


Los críticos de música de jazz y otras fuentes y especialistas coronan la pieza Body and Soul como el nº 1 de los estándares de la canción americana. Se nos indica que el tema lo compusieron en 1930 Edward Heyman, Robert Sour, Frank Eyton y Jonny Green. Aunque, a menudo, el tema aparece referenciado simplemente como Body and Soul de Johnny Green. Al parecer se presentó esta melodía en sociedad en la revista de Libby Holman: Three´s A Crowd. La canción también se incluyó en la banda sonora de la película del mismo título del año 1947. Por cierto, entre los actores principales del film figuró John Garfield, posteriormente ninguneado y despeñado por la caza de brujas del senador McCarthy. A pesar de esta lamentable situación, Garfield fue nominado al oscar al mejor actor principal por su papel en esta película.

La melodía deliciosa, melancólica y evanescente de Body and Soul ha seducido a todos los instrumentistas y cantantes de jazz que los tiempos han conocido. Entre las infinitas versiones de este tema destaca la realizada por el saxofonista Coleman Hawkins en 1939. Muchos críticos argumentan que esa interpretación fue la responsable de la popularidad que el tema alcanzó hasta convertirse en un nº1 de las canciones de jazz. Al mismo tiempo, la improvisación de Hawkins en este tema se recuerda como uno de sus mejores momentos. A esta grabación, de apenas tres minutos, la han denominado “la pequeña joya” del jazz.

Antes de la segunda guerra mundial también Louis Armstrong realizó una grabación de Body and Soul, que suele citarse entre sus momentos más logrados.

Posteriormente, el inventario de músicos que han pergeñado su versión, más o menos libre, de este tema resulta interminable, pero referiré a unos cuantos como: Ella Fitzgerald, Tony Bennett, Charlie Mingus, Diana Krall, Manhattan Transfer, Caetano Veloso, John Coltrane, Billie Holiday, Oscar Peterson, Art Tatum, Carmen McRAe, etc.

Durante los inicios de su carrera Frank Sinatra grabó para Columbia una deliciosa versión de Body and Soul. Años más tarde, en 1984, cuando preparaba el álbum L.A. is my lady, su último disco grabado en estudio con nuevas canciones (posteriores serían los dos volúmenes de sus famosos duets), el productor y director de la orquesta Quincy Jones intentó convencerle para que interpretara una nueva versión de la canción. Al parecer, Sinatra recordó sus anteriores versiones y decidió excluir el tema del disco.

Diez años después de la muerte de Sinatra se ha publicado el recopilatorio Nothing But The Best donde se agrupan, con un criterio discutible, las mejores o más emblemáticas canciones del intérprete. El disco se cierra con una versión de Sinatra del mítico Body and Soul. Según refiere la discográfica la voz fue tomada en el año 1984 y, posteriormente, con motivo de esta edición especial, se han grabado nuevos arreglos para acompañar al cantante. Suponemos que la voz procederá de esa pieza descatalogada a última hora del disco L.A. is my lady.

En todo caso, el resultado final brilla y se encuentra a la altura de las mejores versiones de este legendario tema.

A pesar de todo, con permiso de Sinatra, mi versión favorita de Body and Soul la hallé en un disco que recopilaba todas las grabaciones de Thelonious Monk solo al piano para Columbia (Solo Monk, Columbia, 1965). En concreto, mi predilecta aparece reseñada como track 2. No es culpa mía. ¿Qué le vamos a hacer?

Con motivo de la inclusión de Body and Soul en el disco de Sinatra y el redescubrimiento, por mi parte, de la grabación de Monk, me he visto en la obligación de realizar este pequeño homenaje a esa canción tan sugestiva.


La melodía Body and Soul ha sonado al menos en los siguientes espectáculos:

Este dato lo he tomado de la página

http://es.shvoong.com/humanities/film-and-theater-studies/1673531-el-cine-el-jazz/):

Stormy Weather (1943)
Broadway Rhythm (1944, The Hazel Scott Trio)
The Man I Love (1946, Ida Lupino)
Body and Soul (1947)
The Helen Morgan Story (1957, Ann Blyth)
They Shoot Horses, Don’’t They? (1969)
Stardust Memories (1980, Django Reinhardt)
American Pop (1981)
The Color Purple (1985)
Round Mi/B>(1986, Dexter Gordon)
Radio Days (1987, Benny Goodman Trio)
Torch Song Trilogy (1988, Charles Haden Quartet West)
I Hired a Contract Killer (1990)
En Kaerlighedhistorie (2001, Sven Wolter, Peaches Latrice Petersen)
Catch Me If You Can (2002)
En el teatro:
Three’’s a Crowd (1930, Libby Holman)
Broadway musical
Body and Soul (1988)
Munich musical
Black and Blue (1989, Ruth Brown)
Broadway revue
En television:
Edderkoppen (2000, Katrine Madsen)
Danish tv mini series
Sex and the City (2002, Billie Holiday)
HBO TV series, Season 4, Episodio 65, "A ’’Vogue’’ Idea"

Y, para finalizar, incluimos la letra original en inglés.

Body and Soul

My heart is sad and lonely
For you I sigh, for you dear only
Why haven’t you seen it
I’m all for you body and soul

I spend my days in longing
And wondering why it’s me you’re wronging
I tell you I mean it
I’m all for you body and soul

I can’t believe it
It’s hard to conceive it
That you’d turn away romance
Are you pretending
It looks like the ending
Unless I could have just one more chance to prove, dear

My life a wreck you’re making
You know I’m yours for just the taking
I’d gladly surrender myself to you body and soul

My life a wreck you’re making
You know I’m yours for the very taking
I’d gladly surrender myself to you body and soul



04/06/2008 12:25 Raúl Herrero Enlace permanente. sin tema Hay 1 comentario.

Je suis fou

04/06/2008 22:03 Raúl Herrero Enlace permanente. sin tema No hay comentarios. Comentar.

Presentación de Antología de Federico González

20080605211109-portada-federico-gonzalez.jpg

Presentación del volumen
"Antología", de Federico González
A cargo del autor, Raúl Herrero y Francisco Ariza
Jueves 19 de junio de 2008, 19.30 h
Alibri Llibreria
c/Balmes 26, 08007 Barcelona

ISBN: 978-84-95399-94-6





Edición y selección de María Victoria Espín


Dentro de las celebraciones de su 10º aniversario, Libros del Innombrable tiene el gusto de publicar esta Antología de Federico González, de quien la editorial ya ha editado Simbolismo y Arte (2004) y Presencia Viva de la Cábala (2006). Esta selección –que incluye dos textos inéditos: un fragmento de Defensa de Montjuïc por las donas de Barcelona y Nombrando lo Innombrable–, como toda la obra del autor, es una visión de conjunto de las disciplinas esotéricas, especialmente de las occidentales y de su relación entre sí. En ella se manifiesta la unidad de la Vía Simbólica que conforma a la Tradición Hermética y que permite establecer relaciones con todas las expresiones de la Tradición Unánime. El Hermetismo nos instruye acerca de las dos corrientes cósmicas presentes en el caduceo de Hermes, y nos enseña no sólo a no negarlas (en cualquiera de las indefinidas manifestaciones en que se nos presenten) sino a aceptarlas, a conjugarlas. En este sentido la obra de nuestro autor habla con claridad meridiana de esa dualidad y de cómo conciliarla y por sobre todo hace que no olvidemos que la Cosmogonía y la Ontología son soportes de la Metafísica. Es un canto a la Unidad y a la posibilidad de la transmutación, un canto de esperanza y de fe. Para muchos su obra ha sido y es el hilo de Ariadna para salir del laberinto y abandonando la multiplicidad, recrear en sí mismos un estado de amor y comprensión en el que todo es posible.

 

 

05/06/2008 21:11 Raúl Herrero Enlace permanente. sin tema No hay comentarios. Comentar.

FIRMAS EN LA FERIA DEL LIBRO DE ZARAGOZA EN LA CASETA DE LIBROS DEL INNOMBRABLE

20080606091518-la-citara.jpg

 

Desde mañana sábado hasta el 18 de junio la editorial LIBROS DEL
INNOMBRABLE en su 10º aniversario atenderá a los lectores en la FERIA
DEL LIBRO DE ZARAGOZA (Pº de la Independencia-caseta 55).

A lo largo de la semana se presentarán en la caseta en primicia las 7
novedades que la editorial ha preparado para el comienzo de su 10º
aniversario.

Firmarán en la caseta los siguientes autores en horario de tarde:


-Sábado, 7 de junio: José María Barceló Firmará su poemario  Antífonas para un Cántico

-Domingo, 8 de junio: Raúl Herrero Firmará ejemplares de El hombre elefante y otros de sus títulos

-Viernes, 13 de junio: José Antonio Conde de su poemario Exilios

-Sábado, 14 de junio: Francisco Ariza La Masonería. Símbolosy Ritos

-Domingo, 15 de junio: Mariano Esquillor Con presentación de su nuevo
título La Cítara / La bahía de los diablos. También firmará los anteriores títulos publicados en Libros del Innombrable.

 

06/06/2008 09:08 Raúl Herrero Enlace permanente. sin tema No hay comentarios. Comentar.

ORDENAR (Poema de Iván Humanes Bespín)

20080611102842-20105737.jpg

 

(En la fotografía superior Signe Toly Anderson, cantante del grupo Jefferson Airplane)

Mi admirado Iván Humanes, poeta y escritor y merodeador de curiosidades y otras categorías de la naturaleza se ha tomado la molestia de imbricarme a este poema en su vibrante blog: http://ivanhumanes.blogspot.com/

 

(A Raúl Herrero)


siempre visitaron el mismo río revuelto y eran dos amigos (opuestos) y lanzaban idénticas piedras y suponerle a ella acercándose al agua y ella enredarse hasta el oscurecer en el lugar más peligroso del Aurach, luego los dos se marcharon a casa y el camino se dividía en el claro (abajo y arriba) y uno yendo arriba y otro optando por abajo y siempre en sus pasos ella (otra vez ella) y el río que es peligro y el eyacular en un cuerpo que aspiraba desde su inicio a crisálida, y más tarde la búsqueda de ese (u otro) cuerpo: batida al amanecer y por siempre ella ausente / perenne, o como se dice en argot popular: fantasma.

Jack "el destripador" en la Feria del libro de Zaragoza

20080611105653-47757.jpg

Tras mi paso por Logroño, donde recité para un representante de Orfeo y bajo la supervisión de las tres famosas hilanderas (Cloto, Lachesis y Atropos); tras mi desfile castrense, atril vuelto hacia los cielos, por la Feria del libro de Huesca, por fin, con ayuda de los dioses, las hilanderas y otro trasunto de Orfeo quizá oculto entre la maleza de los días, por fin, repito, mis huesos se han topado con la Feria del libro de Zaragoza.

Desde mi atalaya de feriante han comparecido a la oscuridad de mis ojos diversas gárgolas, minotauros, lombrices de tierra (santa), altramuces colgados de cuernos de unicornio, ventrílocuos que simulan profetizar en nombre de los dioses (falsos oráculos), sirenas de tierra con los ojos negruzcos por la sal, the man elephant, don Cornucopia y el poeta Mariano Esquillor y el poeta Burbano y Josefa, esposa de Antonio Fernández Molina, además de las sombras chinescas que simulan una pesadilla, Mr. Mandrake, etc.

Ya el tercer día resucitaron las aguas y llovió sobre los libros. Nos pusimos todos los feriantes estrambóticos equipos de buzo… y así continuamos a día de hoy entre volúmenes pasados por agua (como los huevos y los tiburones).

El primer libro vendido en la caseta de Libros del Innombrable en esta feria de estampida: Diccionario Pánico de Fernando Arrabal. El último, hasta el momento, mi hombre elefante, que se llevó un espectador de la televisión durante mi participación en la feria de Huesca.

La lluvia amordaza a los compradores. Aunque también lo hace el calor excesivo, la retransmisión de los partidos de fútbol, las olimpiadas, las huelgas que en las noticias se convierten en antecedentes del Apocalipsis, las carreras de caracoles, los comienzas de una conflagración bélica, la caída de la hoja, las romerías, los zampabollos y otras herraduras. Y me pregunto indignado, con los ojos en blanco y muy próximo al éxtasis: ¿No será que cualquier excusa es buena para no leer?

Un paseante que se arrastran frente a mi caseta afirman con severidad: “Uy, ese libro no lo compro porque con ese tamaño seguro que la letra será muy pequeña”. Un caballero subraya: “Ese libro es demasiado grande. Su lectura me resultará incómoda”. Y, otros cuerpos, con brazos y piernas y otros miembros de diversa índole recitan las siguientes salmodias:

“Vaya por Dios, este autor no lo conozco”. Pero, a este otro lo conozco demasiado”.

“¡Virgen Santa!, ¿Libros del Innombrable? ¿Quién sabe lo que venderán estos?”.

“Parece que refresca mejor nos marchamos a casa”.

“¿Sólo tiene libros rojos? Vaya, este año lo hubiera preferido verde.”

“¿Tienen algún libro sobre la cría del tubérculo salvaje en las comarca colindante a Mequinenza, pero, con una aproximación métrica de unos 500 nudos hacia el Mar de Aragón”.

“¿No habrán publicado ustedes, por ventura, la historia de mi familia? Oiga no se ponga así, por preguntar”.

“Discúlpeme, ¿venden ustedes rebollones además de libros?”

“¡Menuda letra! Seguro que han puesto la letra tan grande para que salga más caro el libro”

“Este no lo compro. ¡Menudo precio!

“Este no lo compro. Demasiado barato, seguro que algo perverso se oculta tras estas páginas”.

Y mientras estas escenas suceden pienso en el estrangulador de Boston y en Jack “el destripador”. Quizá en algún momento estos ilustres lectores también se dedicaran en algún momento al “negocio” de los libros.


Los libros ganan la calle

08/06/2008

La feria del Libro de Zaragoza abre 75 casetas y en ella participarán directamente unos 300 autores

Raúl Herrero, por ejemplo, explicaba cómo John Merry, El Hombre Elefante de su novela "intentó llevar una vida normal; su madre le enseñó a leer y trabajó como vendedor de calcetines hasta que hubo huelga de vendedores porque decían que daba mala imagen". Aquel hombre fue explotado, vendido, le llevaron de feria en feria y murió a los 29 años, amigo al final de los nobles, agradecido por haber vivido y sin guardar rencor a nadie.

 

El periodico de Aragón

 

Diez años de Libros del Innombrable
El poeta y editor Raúl Herrero ofreció un recital para conmemorar el décimo aniversario de la editorial
Daniel Nesquens se acercó ayer a la feria. AURELIO D. ORTIZ

S.C. y O.I.
HUESCA.- El poeta y editor Raúl Herrero ofreció ayer un recital en la Feria del Libro, dentro de los actos con los que conmemora el décimo aniversario de la editorial Libros del Innombrable. “Somos una editorial pequeña que nació con el objetivo de publicar libros un tanto fuera de lo habitual. Creo que lo hemos conseguido, pero además también hemos publicado a autores de reconocido prestigio como Fernando Arrabal, Juan Eduardo Cirlot o Francisco Nieva. Hemos querido aprovechar este décimo aniversario para ofrecer unos cuantos recitales, en los que pongo en mi voz textos de varios de los autores que han publicado, además de aprovechar para celebrar una
vez más la lectura y el libro. Eso cada vez más importante y trascendente como es animar a la gente a que lea, ya sean nuestroslibros u otros”, dijo.
En la jornada de ayer eligió, como es habitual, autores que
han publicado en la editorial, tanto en antologías como volúmenes íntegros: “Antonio Fernández
Molina, Juan Eduardo Cirlot, José María de Montells, Federico González. Luego siempre incluyo algún autor clásico, que se ha publicado en una antología de poesía mística, por ejemplo. En algunos lugares recito a San Juan de la Cruz, incluso, y en otros a Félix Casanova de Ayala o Eduardo Chicharro, que son menos conocidos. Tengo unos cien poemas y en cada lugar, según como veo, voy haciendo unos u otros”.|
AltoAragóndos - Cultura Diario del AltoAragón - Sábado, 7 de junio de 2008
11/06/2008 10:56 Raúl Herrero Enlace permanente. sin tema Hay 2 comentarios.

¿Se encuentra próxima la beatificación de Rascayú?


Creo que fue en la novela Solo de trompeta de Antonio Fernández Molina donde me reencontré con esta magnífica canción de Bonet de San Pedro. En algún momento de la historia uno de los personajes, quizá el propio enano Aquilino, con total impunidad entona esta bella melodía. La letra de la tonada evoca y parodia los poemas de muertos y negritud de la poesía romántica, al estilo de La desesperación, atribuido al sacrosanto Espronceda (¡virgen y martir de una sociedad tan carcamal como la construida sobre las espinosas espaldas de Fernando VII).

De niño, en un extravagante aparato al que se conocía como pick-up, picú en el argot familiar, que no picó, ya destrocé a golpe de aguja el pequeño vinilo que contenía la canción. Recuerdo el estremecimiento que sentía cuando situaba en los surcos esa aguja inquieta e inverosímil capaz de rascar la pegadiza melodía. La diversión alcanzaba el máximo nivel cuando, antes del final de la canción, antes de que sonara una risa desencajada y dramática, con auténtico impudor un servidor elevaba el volumen del aparato hasta el máximo para disfrute de familiares y vecinos.

Al parecer al pobre Bonet de San Pedro, por aquel entonces acompañado por los de la palma, le prohibieron la canción en 1940 porque los censores pensaron que Rascayú era una referencia velada al generalísimo. Algo sorprendente. Por lo visto, la canción permaneció en ese estado bastantes años (30 según algunas fuentes) lo que, según parece, no impidió que se hicieran algunas versiones de la misma (como la inevitable de la maravillosa Orquesta Topolino) y que la popularidad de la pieza la hiciera viajar de boca en boca.

Bonet de San Pedro compuso muchas canciones, boleros y pasodobles. Me alegra leer que, a pesar del tropiezo, se ganó la vida y que muchas de sus composiciones fueron un éxito. La simpatía obliga.

En cualquier caso, no deja de resultar un elemento de la peculiaridad hispánica que, un año después de finalizada la contienda de la guerra civil, en el país comenzara a sonar en la radio este estribillo: Rascayú, ¿cuándo mueras que harás tú? Tú serás un cadáver nada más. Rascayú, ¿cuándo mueras que harás tú?

No comprendo porque no incluyen estos versos entre los mil mejores poemas de la lengua castellana. Total, en las antologías recientes de poetas rabiosos, o de rabiosa actualidad, nos encontramos con versos infinitamente peores que los de Bonet de San Pedro.

13/06/2008 11:04 Raúl Herrero Enlace permanente. sin tema Hay 2 comentarios.

Estampas de la Feria del libro, (I)

20080615230054-jose-maria-barcelo.jpg

El autor José María Barceló firmó su libro Antífonas para un Cántico en la caseta de Libros del Innombrable.

15/06/2008 23:00 Raúl Herrero Enlace permanente. sin tema No hay comentarios. Comentar.

Estampas de la Feria del libro, (II)

20080615230459-jose-antonio-conde.jpg

José Antonio Conde firmó su poemario Exilios en la caseta de Libros del Innombrable.

15/06/2008 23:04 Raúl Herrero Enlace permanente. sin tema No hay comentarios. Comentar.

Estampas de la Feria del libro, (III)

20080615230740-francisco-ariza.jpg

Francisco Ariza firmó su libro Masonería. Símbolos y Ritos en la caseta de Libros del Innombrable.

15/06/2008 23:07 Raúl Herrero Enlace permanente. sin tema No hay comentarios. Comentar.

Estampas de la Feria del libro y (IV)

20080615231154-mariano-esquillor.jpg

Mariano Esquillor se acercó hasta la caseta de Libros del Innombrable donde firmó su nuevo libro recién publicado, que incluye dos poemarios, La Cítara y La bahía de los malditos.

 

A todos los autores gracias por acompañarme en esta senda de los elefantes de la literatura en este aniversario de los primeros 10 años de la editorial Libros del Innombrable.

15/06/2008 23:11 Raúl Herrero Enlace permanente. sin tema No hay comentarios. Comentar.

El viernes 20 de junio recital-ceremonia de Raúl Herrero en Tudela

20080617122820-kesava.jpg

El próximo viernes 20 de junio de 2008 a las 19:30 h., Raúl Herrero realizará el SÉPTIMO recital-ceremonia por el 10 º aniversario de la editorial Libros del Innombrable. En esta ocasión, el acto se celebrará en la libreria Tudela Santos Ochoa en C/ Zaragoza. 33 de Tudela. La presentación del recital-ceremonia correrá a cargo de Mr. Mandrake



Durante su intervención Raúl Herrero recitará, además de sus propios poemas, textos de Fernando Arrabal, Federico González, Antonio Fernández Molina, Mariano Esquillor, José María de Montells, Juan Eduardo Cirlot, Eduardo Chicharro, José María Barceló, José Antonio Conde,  etc. Al final del acto el autor firmará ejemplares de sus obras.

17/06/2008 12:28 Raúl Herrero Enlace permanente. sin tema No hay comentarios. Comentar.

La mano mecánica

20080621010156-la-mano-mecanica.jpg

 

( En la imagen superior "La mano mecánica" en proceso de apredizaje)

 

Si la marea de la anterior feria del libro depositó en mis oriundas costas una reproducción a tamaño más que natural de mi admirado Fernando Arrabal, la Feria de este año me ha legado un engendro mecánico, una mano articulada que responde sin orden ni concierto a sus propios mandatos.
El artilugio, en teoría, sólo debería deslizarse cuando se encontrara en oposición de “on”, sin embargo responde con inquietos movimientos a su antojo. Esta mano posee grandes virtudes como, por ejemplo, la admiración, que manifiesta con temblores de irreverente ansiedad, ante el primer tiempo de la sinfonía nº4 “italiana” op. 90 de Mendelssohn. Pero no quedan ahí sus virtudes esenciales…
Una vez he comprobado su capacidad para reaccionar a su antojo le he puesto papel y rotulador entre los dedos para comprobar si posee la facultad de la escritura, aunque ésta sea impulsada por una inteligencia natural o artificial de incierta procedencia. ¡Y qué sorpresa me ha otorgado el comprobar que, tras horas de entrenamiento, ha sido capaz de reproducir algunos relatos de feliz memoria de Edgar Allan Poe!
Desde luego esta  noticia me ha obligado a insistir en mis experimentos. Anteayer por la noche, sin ir más lejos, redactó el guión de la película Freaks sin saltarse una coma. Por la mañana, tras regresar de uno de mis fáusticos viajes, una vez descubierta semejante proeza he puesto a trabajar a la mano mecánica día y noche.
Antes de encadenarla a su trabajo le he advertido de la necesidad de escribir textos que no procedan de ningún autor. Así mismo le he aconsejado que se ocupe de sorprendernos a propios y extraños con reveladores y sorprendentes relatos que surjan de sus dedos –en este caso de manera literal-.
Por supuesto, entre mis intenciones se cuenta con la revisión y publicación de estos trabajos sobre los que mi mano mecánica trabajará durante los próximos meses. Sin duda, mis recientes obligaciones en el terreno del trabajo de escribiente se reducirán considerablemente y , hasta es posible, que alguno de los textos que en el futuro aparezcan en este espacio procedan de esta mano tan dada a la redacción a vuela pluma.
Tan dichosa sorpresa me lleva a preguntarme, ¿qué inauguraré durante la próxima feria del libro? ¿Quizá una momia capaz de suplantarme en las hastiosas obligaciones diarias’ ¿O tal vez un topo de enormes dimensiones con suficiente estilo como para ocuparse de los tediosos trabajos de supervisión de pruebas? En verdad les podría asegurar que la incertidumbre apenas me permite conciliar el sueño, pero les mentiría.
Mientras redacto estas líneas suena el ronroneo constante de la escritura agitada y convulsa de mi mano mecánica. ¡Cuántos divertimentos nos procurarán los desvaríos de su ingenio!
Ella prosigue con diligencia su trabajo. ¡Qué hacendosa!

21/06/2008 01:01 Raúl Herrero Enlace permanente. sin tema Hay 1 comentario.

La vida del viajante

20080623134812-circe-el-viajante-y-la-maga.jpg

El pasado 19 de junio se presentó la Antología de Federico González en la Librería Alibri de Barcelona. Allí el autor, Francisco Ariza y yo mismo convocamos a un grupo de admiradores, entusiastas y perseguidores de la obra de Federico González, y digo esto a sabiendas de las reminiscencias del cuento “El perseguidor” de Julio Cortázar.

Con motivo del 10º aniversario de Libros del Innombrable la editorial publica tres títulos que engloban las tres grandes corrientes terráqueas y subterráneas que han permanecido inmarcesibles, y por encima de la superficie, al tiempo, durante estos primeros años. El primero de la tríada del festejo ha sido esta Antología de Federico González, al que seguirán otra Antología de Antonio Fernández Molina y Correspondencias de Arrabal (Fernando)-Kundera (Milan). La trilogía se publica en la colección Golpe de dados con un color rojizo, tal vez algo desvaído, que sólo se utilizará en homenajes y actos de semejante calado. Además estos libros especiales incluyen una nota en la primera página donde se explica el motivo de estas ediciones.

María Victoria Espín se ha ocupado de prologar el libro, así como de recabar y profundizar en la obra de Federico González, tanto en la pensada para la enseñanza sistemática, como en los estudios históricos y en la creación “literaria”, aunque el conocimiento del “hermetismo” y la simbología siempre se encuentren presentes en todas las obras del autor.

El autor ha cedido, un privilegio para lectores y hacedores del ejemplar, dos textos inéditos, entre ellos un extenso fragmento de una novela: Defensa del Mönjuic por las donas de Barcelona.

Durante la presentación Francisco Ariza dividió la obra de Federico González en dos apartados diferenciadores y, a su vez, estos dos grandes bloques los dividió hasta llegar a puntear uno a uno los libros y los temas: el simbolismo del tarot, el simbolismo de la rueda, los mitos precolombinos, la cábala, las utopías renacentistas, los símbolos de la masonería, la simbología en el arte…

Federico González sonreía mientras contemplaba la portada de su libro donde aparece su perfil, en posición meditativa, frente a un vaso de agua. Federico dio las gracias a todos: a unos por su presencia, a otros por las palabras y a otros por los trabajos y los días.

Barcelona espera el estreno de lanueva obra de Federico González, reconstruida a partir de su libro En el vientre de la ballena, para la escena titulada En el útero del cosmos.

Tras la sonrisa de Federico recordé a Borges y la cita que Arrabal siempre refiere: “Yo siempre me drogo con generosidad”. La generosidad que distingue al creador-artesano del aupador y martirizador artístico.


Al día siguiente las musas me llevaron hasta Tudela, donde ante personal y clientela de la librería Santos-Ochoa puse en solfa todo el repertorio de poemas, chascarrillos y “hombres lobo”, en el último de los recitales-ceremonia de la temporada.

De pronto, la fiebre del viajante se apoderó de mí. Y deseé adentrarme en las sabrosas y blandas cavernas del mundo, en sos uteros de piedra donde el ser se oculta del otro. Pero recordé, con un golpe de cactús, que en el número 8 de la revista Criaturas Saturnianas han publicado mi pieza La matanza de los inocentes, dedicada a Fernando Arrabal con devoción. Y también pensé en todos “los inocentes” a los que la poesía les cae encima, como si se tratara de una blanda y pesada losa que se lleva con digna inseguridad.

¿Dónde estará el gauchito Gil?, se pregunta Federico González al final de su Antología.

 

ANTOLOGÍA
Autor/es: Federico GONZÁLEZ
Catálogo: Golpe de Dados Libro nº 72 de la colección
Descripción: Edición y selección de María Victoria Espín Dentro de las celebraciones de su 10º aniversario, Libros del Innombrable tiene el gusto de publicar esta Antología de Federico González, de quien la editorial ya ha editado Simbolismo y Arte (2004) y Presencia Viva de la Cábala (2006). Esta selección –que incluye dos textos inéditos: un fragmento de Defensa de Montjuïc por las donas de Barcelona y Nombrando lo Innombrable–, como toda la obra del autor, es una visión de conjunto de las disciplinas esotéricas, especialmente de las occidentales y de su relación entre sí. En ella se manifiesta la unidad de la Vía Simbólica que conforma a la Tradición Hermética y que permite establecer relaciones con todas las expresiones de la Tradición Unánime. El Hermetismo nos instruye acerca de las dos corrientes cósmicas presentes en el caduceo de Hermes, y nos enseña no sólo a no negarlas (en cualquiera de las indefinidas manifestaciones en que se nos presenten) sino a aceptarlas, a conjugarlas. En este sentido la obra de nuestro autor habla con claridad meridiana de esa dualidad y de cómo conciliarla y por sobre todo hace que no olvidemos que la Cosmogonía y la Ontología son soportes de la Metafísica. Es un canto a la Unidad y a la posibilidad de la transmutación, un canto de esperanza y de fe. Para muchos su obra ha sido y es el hilo de Ariadna para salir del laberinto y abandonando la multiplicidad, recrear en sí mismos un estado de amor y comprensión en el que todo es posible.
Fecha de publicación: Mayo 2008
Edición:
ISBN: 978-84-95399-94-6
Precio: 25 €

 

23/06/2008 13:48 Raúl Herrero Enlace permanente. sin tema No hay comentarios. Comentar.

Soneto de Antonio Fernández Molina

20080626204512-001.jpg

Los enanos caminan por la acera,
tienen la dentadura cual su hermano.
El pan de su cabeza es un piano
sin patas, sin troquel, sin tapadera.


Era en tiempos la vida como era
y es cual barbecho. Canta cada enano
con un bizcocho entre la diestra mano
y el corazón de carne y no madera.


Escupen hacia el árbol del paseo
y hacia el escaparate del modista
como a quien eso ni le importa un pito.


Los enanos se suben al trineo,
enfilan muy veloces por la pista
y me arrojan al rostro un huevo frito.

(Del libro Sonetos crudos, editorial Heliodoro, Madrid, 1985.)

 

La extraña y nunca lo suficientemente ponderada historia de Joseph Merrick

20080630095556-joseph-merrick-medium.jpg

Según su partida de nacimiento Joseph Carey Merrick nació el 5 de agosto de 1862 en la ciudad inglesa de Leicester. Fue el mayor de los hijos de Barnabas y Sarah. Aunque al principio se desarrolló con normalidad, a los veintiún meses la madre percibió algo extraño en la criatura: un abultamiento rosáceo le crecía en el labio inferior. Este apéndice aumentaba de tamaño de día en día. Pero, además, a Merrick le crecía una protuberancia en el cráneo, su piel se tornaba áspera y fláccida y su brazo derecho aumentaba de tamaño, al igual que ambos pies. Por otra parte, la prominencia de la boca, mientras crecía, le retraía el labio superior con mayor virulencia. A estas desgracias se sumó una caída que le afectó en la cadera, lo que le proporcionó una cojera permanente y le dificultó cualquier desplazamiento que requiriera una mínima soltura.

Cuando tenía diez años su madre murió de neumonía. Posteriormente, él mismo afirmaría que fue ésta la mayor “desventura” de su vida. Tal vez en ese momento tomara el retrato de su madre del que no se separó jamás.

El 3 de diciembre de 1874 su padre se casó en segundas nupcias con Emma Word Antill. Ante la precariedad económica de la familia su madrastra insistía al joven Joseph en que buscara trabajo. Durante un tiempo encontró empleo en una tabacalera, hasta que el incremento de la deformidad de la mano derecha le impidió desarrollar la tarea de enrollar los puros. De nuevo, a instancias de su madrastra, que le amenizaba las comidas con palabras de aliento como: “no te ganas ni la comida que te pongo en el plato”, Merrick encontró trabajo como vendedor ambulante de calcetines.

 

(Este artículo se ha publicado en Generación.net. Si deseas continuar leyéndolo pincha en el siguiente enlace: Generación.net)

Pincha en el siguiente enlace si deseas el libro de Raúl Herrero El hombre elefante.

30/06/2008 09:55 Raúl Herrero Enlace permanente. sin tema Hay 1 comentario.


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
certificado por
GuiaBlog